Hoy en día, por suerte, la mujer llega hasta los 85 años de media de vida y si tenemos en cuenta que la menopausia nos suele llegar alrededor de los 50 años, tenemos 35 años entre medias y ¡Son muchos!

Creo que tenemos que ser conscientes de que empezamos una nueva etapa en nuestra vida con muchos cambios y no todos son agradables.

Es muy importante que estemos muy bien informadas y conocer de antemano todos esos cambios que van a ocurrir en nuestro cuerpo y de esta manera, cuando vayan llegando, podremos enfrentarnos a ellos con conocimiento y lo más natural posible.

Todas vamos a pasar por esta etapa y la actitud que tengamos hacia ella va a hacer que lo llevemos de una forma u otra. Cuidemos nuestra alimentación, hagamos ejercicio regularmente, tengamos pensamientos positivos y eso nos ayudará mucho con los síntomas.

Para muchas mujeres cuando entramos en la menopausia nuestra autoestima puede jugarnos una mala pasada al creer que ya no somos la misma mujer, que nuestra fertilidad se ha ido, que no somos válidas y nos dejamos llevar y pasar el tiempo sin hacer nada, envejecemos y no hacemos nada por mejorar y sin embargo otras muchas mujeres decidimos plantarle cara, cuidarnos por dentro y por fuera y buscar lo positivo a la situación. Por suerte, hoy en día tenemos toda la información necesaria al alcance de nuestra mano y de nosotras depende el uso que le demos a esa información.

Somos conscientes de que no tenemos la energía de los 30 años y tampoco nos hace falta porque con las ganas y la ilusión que tenemos, somos capaces de lograr infinidad de cosas.

No dejemos que nuestra autoestima en esta etapa disminuya, pongamos remedio a la situación y vivámosla de la mejor manera posible. Estamos en el ecuador de nuestra vida, tenemos mucho tiempo por delante, vamos a darle prioridad a lo que realmente nos importa.

Deja un comentario